sábado, octubre 23, 2010

Como preparar tu oposición


Si España ha sido siempre un país lleno de funcionarios vocacionales, ahora el número de opositores se ha disparado. En tiempos de crisis como los que actualmente vive nuestro país, con una tasa de paro que supera el 17%, cada vez son más los que buscan acceder al empleo público. ¿Quieres ser funcionario? Aunque preparar unas oposiciones no es fácil, las horas de estudio, la disciplina y el esfuerzo te ayudarán a salirte con la tuya. La recompensa es grande: un trabajo seguro de por vida.

Una vez te has informado bien de los requisitos y temario de las oposiciones a las que has decidido presentarte, sólo te queda trazarte un buen plan de trabajo. Para ello, qué mejor que empezar con ilusión y optimismo, pero también aplicando una buena dosis de realismo. Conocerse a uno mismo y ver las cosas tal como son es imprescindible para prepararse para este tipo de convocatorias, que son, más que un esprín, una larga carrera de fondo. 

Un buen calendario

Saber con qué tiempo contamos, organizar un buen calendario de trabajo, exigirnos una rutina diaria y dividir los contenidos para repartirlos en el tiempo del que disponemos es tan necesario como saber de antemano si podremos aprendernos todo el temario o si vamos a dejar de prepararnos algún tema... Como en todo en la vida, el azar juega un importante papel en el camino del futuro funcionario, pero, cuanto más tiempo y esfuerzo se dedique a la preparación del examen, más se ajustará el resultado a ese esfuerzo. Y es que, cuando queremos algo de verdad, no nos lo jugamos a los dados.
Psicología positiva 
Como en toda carrera de fondo, lograr alcanzar la meta depende en gran parte de nuestra preparación psicológica para ello. Al fin y al cabo, como señala el tercer punto del artículo 103 de la Constitución Española “el acceso a la función pública será de acuerdo con los principios de mérito y capacidad”, y esto no deja de ser una garantía para los opositores. A mejor preparación y más experiencia, mejores resultados. Aunque requiere esfuerzo, se trata pues de una carrera con un fin claro y unas normas bien definidas.
Preparar el material
Además de marcar el plan de estudio, hay que tener en cuenta la importancia de contar con el material adecuado. El contenido del temario es básico, pero también puede ser muy útil contar con material didáctico que nos permita entrenarnos para las pruebas, realizando, por ejemplo, ejercicios tipo test, redacciones de casos prácticos o psicotécnicos. No hay que olvidar que cuanto más familiarizados estemos con este tipo de ejercicios, más seguros y confiados realizaremos las pruebas que nos propongan durante la oposición.
Vía: lectiva.net

No hay comentarios: