martes, marzo 17, 2009

Como preparar una oposicion

Preparar unas oposiciones es un trabajo muy arduo que requiere mucho esfuerzo y dedicación, además de constancia y una buena agenda de estudio. Los que se van a presentar a estas pruebas saben que el número de plazas es limitado por lo que, en la lucha para conseguir un puesto, la competitividad está servida. Sólo los mejor preparados van poder optar al puesto deseado en un organismo público.


Tres formas de preparar una oposición· Por libre: se trata de conseguir el temario buscando la información por tu cuenta en bibliotecas, boletines oficiales internet como en http://www.temariosyapuntesgratis.com/




, .. Este método es arriesgado, y poco exitoso, debido a la dificultad que entraña estructurar un temario a partir de un índice de temas.

Otro problema añadido es tener que mirar de manera asidua los Boletines Oficiales que nos interesen para informarnos del proceso, es decir para mantenernos al corriente de la fecha de la convocatoria, las listas provisionales, las listas definitivas,... · Inscribiéndote en una academia, donde se prepara el temario, actualizaciones y se mantiene al alumno puntualmente informado. Estos centros pueden ser de clases presenciales o a distancia.

Ventajas e inconvenientes

Para esta modalidad de acceso al trabajo, la actitud personal y la presencia física no son tan importantes como en otros trabajos. Otra de las ventajas es la seguridad laboral que ofrecen los puestos ofertados.
Por otro lado, la dureza de las pruebas que hay que pasar para acceder a un puesto de carácter público supone una gran dificultad, así como el número de personas que compiten, un promedio de diez por plaza según la última Guía de Información Laboral de la Mujer. Otro de los inconvenientes es que el volumen de los temas hacen difícil que se puedan estudiar en un solo año
Es fundamental conocer el número de plazas reservadas para los funcionarios interinos y la valoración de la actividad laboral previa en organismos similares de la Administración, cursos realizados,.. Todas estas circunstancias sirven para conceder puntos al opositor, con lo que aumentan sus posibilidades de acceder a la plaza ofertada.

El fracaso
Asimismo, hay que considerar que, según las estimaciones realizadas, al menos una tercera parte de los opositores no se presentan finalmente al examen, y muchos de los que lo hacen suelen presentarse para “probar suerte“ o a “ver cómo son“ las pruebas de las oposiciones. Si después de haber analizado los pros y contras de esta modalidad, decides presentarte, hazlo con decisión. ¡Ánimo! Ya verás como estudiando bien los temas conseguirás unos buenos resultados.

Busca las novedades oposiciones en:

No hay comentarios: